lunes, 15 de marzo de 2010

Exquisiteces hondureñas

Aduce Micheletti que Daniel Ortega no lo ha dejado entrar a Nicaragua porque "le tiene terror", que “Deseábamos ayudar a la unidad del Partido Liberal Constitucionalista de Nicaragua, cuyos líderes están indignados porque no se han respetado mis derechos humanos, pero ahora no podré hacerlo”...

Hay una listita que anda conformándose como piedra de arena milenaria, donde se detallan nombre por nombre todos lo nicaragüenses expulsados, encarcelados y perseguidos en Honduras por el simple hecho de su procedencia durante la fundación de la dictadura.

Se relatan en ella los confinamientos, los maltratos, las golpizas, la movilización de todo el ejército hondureño hacia la frontera, la puesta de F5-E en las pistas de las bases aéreas prestos a despegar contra Nicaragua; los discursos, las amenazas, los rezos de Oscar Andrés Rodríguez por la escacez provocada en el queso de Ocotal (ay caramba ¡mis hostias de queso!), las excursiones suspendidas a Montelimar, ¡idiay! en fin, todo el montaje que Micheletti, los milicos y los curas oligarcas recrearon de la década pérdida.

Todo el estatamento social elitista hondureño-somocista que ayudó a formar a la Contra nicaragüense en los departamentos de El Paraíso y Olancho, es la que ahora se pavonea en esta Odisea 2010 adentro de los mismos salones arcaicos forrados de formica, entre aquel tufillo a madera de caoba podrida del Hotel Honduras Maya en Tegucigalpa, el mismo que fue el hotel oficial de la CIA, de la cúpula de la contra, de los enviados de la Embajada gringa, de los mercenarios degolladores daneses, belgas, gringos, versados Selous rodhesios e israelíes de Soldier of Fortune y de todas las cinco estrellas asesinas ochenteras que incursionaron en la Segovia y en las montañas de Atlántida para suspender con sus ganchos al padre Guadalupe Carney y al Doctor Reyes Mata...

Así es que volvemos a ver en desfile por Tegucigalpa, a misteriosos veteranos rellenos de botox y naftalina, ahora pulidos y peinados al estilo Billy Joya y Oscar Álvarez, los kent american psicho a la par de las momias más recalcitrantes que la oiuja del Golpe de Estado convocó a la mesa del Señor.

¿Daniel Ortega le tiene terror a esta tropa de halloween? ¡Cualquiera les tendría terror!!

F.E.

1 comentario:

Penetralia dijo...

Oi, Fabrício. Citei uma frase sua do Spinoza à la carte na minha blognovela onde usted es personaje.

Vi na mídia conservadora do Brasil imagens dos nicaraguenses detidos (eram apresentados, sempre, como colaboradores de Zelaya) e tb soube que os brasileiros em Honduras estavam temerosos quanto à sua segurança.

Aqui, Hillary Clinton veio em pessoa pressionar para reconhecimento de Pepe Lobo, mas felizmente Celso Amorim condicionou esse retorno à volta de Zelaya em seus plenos direitos políticos.

Participe em meu blog, pois está bastante frequentado por brasileiros de várias colorações políticas e isso pode ajudar a divulgar a causa da resistência hondurenha.

Abs do Lúcio Jr.