jueves, 31 de julio de 2014

Moloch


Llego cansado a casa. Demasiada vuelta tras vuelta en la dentadura de la insensatez diaria, laboral, hondureña. Casi juraba que se iba el día sin un atisbo a la belleza de la imaginación y es cuando tomo el DVD y pongo Moloch del ruso Aleksandr Sukorov.

La primera escena lo cuenta todo: Eva Braun danza en una terraza nebulosa del Berghof, desnuda, harta. Se deja dorar por la nada y la severidad de la grandeza. ¿Qué grandeza? El poder. Los espacios del poder que Leni Riefenstahl nos dio en sus films y que aquí, desde el inicio de la película, se abre a la memoria del cinéfilo. ¿Tanto hastío carga en sí la grandeza? Pero el poder no solo necesita de un espacio donde transcurran las horas trascendentales, necesita de una imagen y ésta es Hitler, el poderoso mimo que realiza los gestos y que se derrumba ante la realidad de un cuerpo que se le ofrece, el de la Braun hastiada, el de la Braun que lo acecha y casi lo estudia. Ahí está aquella banalidad que Hanna Arendt detallaba puntualmente y que no es actuación ni desespero. La banalidad es mientras el auténtico poder se desata, lejos de los refugios más alejados de sus mimos, allá abajo, en esos valles idílicos que Eva, Goebbel, Martín Borman y Hitler contemplan sin vértigo. Si Hitler encarna aquí al poder, Eva Braun encarna al ideal ario de la raza sublimada y elevada a las cumbres del hartazgo.

El cansancio se ha ido. Sukorov habla. El poder ha dejado sus títeres en casa mientras cabalga lejos, muy lejos y trompeta en mano, por los campos de la muerte.

F.E.

martes, 29 de julio de 2014

Está sola, a la orilla de mi cama - Víctor Saborío, Honduras

Está sola A la orilla de mi cama Mira alrededor Y amanece con las voces en la cabeza Alguien pregunta Todos responden Gitanos Magos Brujas Todos con un canto Sin coros Pero con mi desaliento Enorme Fresca la mañana en este valle húmedo Me da una excusa y salgo por el café Desalentado Me quiero tatuar una esperanza Pido una galleta de amor Una pequeña de café negro Sin azúcar mi amor Sentado Me esconderé por un rato Ver pasar carros Ver los vidrios bajos

Cantar un poco


V.S.

viernes, 25 de julio de 2014

Estampas de la guerra permanente

El conflicto humano es de larga data al igual que sus prototipos tecnológicos para la matanza. Esta fotografía de alemanes en Polonia (alrededor de 1944) muestra a un vehículo a control remoto para colocar explosivos, mismos que luego han ido perfeccionándose sin perder el para qué fueron creados aunque en la actualidad, para socializarlos al público civil, se muestren como desactivadores de bombas.


En el caso del SturmGewer 44, surgido también de la inventiva de guerra alemana, el AK-47 fue simplemente la continuidad de algo óptimo y la adaptabilidad de un arma probada en un conflicto devastador. Los vencedores toman el trofeo y lo adaptan a sus necesidades.

¿Para qué se entrenaron y crearon a los PM y Tigres?

El intercambio de fuego ocurrido ayer en San Pedro Sula entre supuestos pandilleros y elementos de seguridad del Estado dejó, más allá de los muertos, una confirmación del objetivo estratégico de seguridad interna: la no utilización anti-delicuencial de la recién creada Policía Militar y la Agrupación TIGRES.

La propaganda de gobierno las presentó como la respuesta élite para este tipo de combate urbano pero en las fotografías se puede ver que los que participaron en la refriega contra "15 o 20 pandilleros armados con 9mm y AKs-47" (Sic.) fueron exclusivamente elementos de la Policía Nacional a nivel de Clases, agentes de la DNIC (Dirección Nacional de Investigación Criminal), elementos COBRA de la PN y soldados de línea de batallones.

¿Dónde estaba la PM y los Tigres? Su papel es vigilar e intimidar objetivos políticos "insurreccionales" ¿Quién es ese objetivo? La población en Resistencia post-golpe de Estado.



lunes, 21 de julio de 2014

La delicada firma de la publicidad japonesa





Forest Man

Un impresionante documental sobre la incontenible vida de un hombre en la India. Un solo hombre decide sembrar los árboles que muchos talan sin control y, luego de muchos años (comenzó a sembrar en 1979), logra hacer crecer un bosque más grande que el Central Park en Nueva York.

jueves, 17 de julio de 2014

La Entropía reina en Honduras


Pocas palabras. Y sí, hay un hilo que no pierdo para mantener la mirada fija sobre el caos. Le pregunto a mis amistades de mayor edad si ellos imaginaron que Honduras caería a este nivel y algunos responden que sí, que estaba todo advertido; otros sólo bajan la cabeza y murmuran algo parecido a un rezo. Muchos tuvimos aspiraciones políticas en esta coyuntura histórica del golpe de Estado porque sabíamos que era un momento preciso y, por igual, advertimos la locura de admitir "cualquier fuerza de arrastre de votos". Ahora sucede la entropía de la violencia en todo su esplendor: lo irreversible que termina pasando dentro de un sistema. "La entropía alcanzará un máximo cuando el sistema se acerque al equilibrio, y entonces se alcanzará la configuración de mayor probabilidad."

¿Y quiénes están dentro de la probabilidad de generar violencia? ¿De qué equilibrio atroz hablo? Cada día se consolida más y más lo que desde afuera de Honduras parece inconcebible y aquello que los habitantes de esto nos negamos a ver en toda su dimensión. El que Galdámez haya disparado siempre fue probable como igual hubiera sucedido si uno de los esquizoides de los otros partidos lo hubiera hecho. Pero fue Galdámez y con él fue todo LIBRE. Ni más ni menos lo mostrarán los medios. Un partido se ha venido a pique con casi la mitad de su estructura moral. Eso es lo que se siente en primera instancia. Mientras tanto, el vendaval sigue, todo acto de violencia supera al otro. La entropía reina.







viernes, 11 de julio de 2014

Klao muere

Klao fue al casting porque sentía que estaba predestinado a escenarios más grandes. En esto no se diferenciaba en nada ni de Laika ni de Batman, el viejo león del Parque Aurora.

Klao apareció entonces majestuoso en la icónica escena del Alejandro de Oliver Stone. Se alzó sobre sus cuartos traseros y se midió ante Bucéfalo. Cámara lenta en mi retina. Inolvidable.

Ahora está muerto. De alguna forma sobrevivió a servir de montura del rey Poro, pero fue imposible hacerlo con los cazadores. Fueron tras sus colmillos, tras su marfil antiguo.

Klao, el elefante que hizo de guerrero del siglo III a.C. ha sido asesinado dentro de su reserva en Tailandia. Lo llora Poro. Lo llora Bucéfalo. Lo lloro como nunca antes lo hiciera por un elefante.