jueves, 1 de marzo de 2012

Fernando Savater - Criaturas del aire

 Genial libro, me recordó mucho -en algunos de sus monólogos- a la serie de ensayos de Borges, Siete Noches. Un ejercicio intelectual impresionante!!

- (Sobre el mal como grandeza inevitable - Monólogo de Drácula) "En Transilvania, un pueblo sabio y por lo tanto fatalista sabe eque el mal es uno de los rostros inevitables de toda grandeza..."


- (Sobre el hombre - Monólogo de Desdémona) "Para vivir necesitan olvidar la mayor parte del día que están vivos; para sentir algo necesitan convencerse de que no sienten, sino que piensan o calculan; para atreverse a desear lo que en verdad desean tienen que atiborrarse de proyectos útiles o sublimes, hasta que finalmente caen rendidos en brazos de lo que no saben apetecer más que como reposo, exceso o costumbre..."


- (Sobre el poder - Monólogo de Fu-Manchú) "En el libro del Tao leemos que el mejor soberano es el que gobierna a sus súbditos con la displicente ligereza con que deben freírse los peces pequeños para que no queden crudos ni achicharrados"... "No es la arrogancia lo que sustenta la ferocidad del dragón, sino la confianza en su inmortalidad; si no se está cierto de ser inmortal, más vale no ser demasiado arrogante..."


- (Sobre la civilización - Monólogo de Tarzán) "No, los civilizados no saben qué es el pánico: quizá toda la civilización no consista más que en haber sustituido el pánico por la angustia..."


- (Sobre el miedo civilizador - Monólogo de Tartufo) "Todas las instituciones que la civilización ha producido tienen su raíz en el miedo de los hombres a lo que son y su justificación teórica en la necesidad de disfrazar permanentemente su verdadera naturaleza con mentirosos oropeles". "¿ Por qué no hemos de reconocer abiertamente que nuestros ideales no son para nosotros, que destruirán la especie humana si se cumplieran un solo día, que su fulgor abstracto no tiene nada que ver con el feroz ardor que realmente nos impulsa?". "Los verdaderos santos fueron anacoretas, eremitas, enemigos consecuentes de las apetencias del hombre y de las exigencias innobles que satisface la vida social: fueron destructores individuales de la comunidad humana, porque llevaron hasta su conclusión lógica el aborrecimiento secreto que todos nos profesamos".


- (Sobre la rutina y el orden reaccionario- Monólogo de Phileas Fogg) "Un espíritu observador, imaginativo y sensible de la variación inagotable de la vida, prefiere moverse dentro de un marco idéntico sobre el que destacan mejor las delicadas oscilaciones de lo real". "Para el puntual no hay obstáculos, pues precisamente en el vaticinio y control de éstos reside el secreto de la exactitud... vencer la conspiración de las cosas que trata de retrasarnos. de desviarnos o perdernos, es una nueva tarea hercúlea, vía esforzada pero serena hacia una perfección íntima libre de arrebatos".


- (Sobre las tentaciones - Monólogo de Mefistófeles) "Hay que estudiar previamente el alma y atacarla hincando en su núcleo más íntimo lo que mejor pueda desmentirla: así atacamos la pureza con el desenfreno, pero también sabemos tentar a la alegría con el ascetismo; al contento de sí mismo lo destruimos con la compasión, mientras al modesto e inseguro lo emborrachamos de una súbita suficiencia. Es toda una ciencia, incluso diría que un arte: consiste en impedir que cada alma llegue a ser plenamente lo que es".


- (Sobre las recompensas - Monólogo de Simbad) "...pues a las mentes sencillas les parece justo que la riqueza recompense el esfuerzo en vez de coronar el azar..."


- (Sobre la decadencia - Monólogo de Peter Pan) "Ser un niño inmutable es un círculo cuadrado: el auge es más rápido que la decadencia, o mejor, el auge es la forma más rápida de decadencia y la decadencia es un auge que comienza a frenar". "Pero el tic tac del reloj tragado (por el cocodrilo) advierte a Garfio de que su enemigo se acerca: vive huyendo, el pobre, de ese reloj que pretende devorarle y un día u otro lo conseguirá".


- (Sobre el azar - Monólogo de Bakunin) "La indeterminación o el azar no son más que nombres prestigiosamente mágicos con los que enmascaramos nuestra temporal ignorancia de algún aspecto del sistema natural".


- (Sobre la humildad - Monólogo del Padre Brown) "Para fijarse en las cosas, para ser autenticamente minucioso, es preciso tener cierta dosis de humildad: el humilde va mirando hacia afuera, agradeciendo a todo lo que encuentra el ser precisamente así como es, entrañablemente diferente y peculiar. Por eso nota a la perfección cuando las cosas dejan de ser lo que son y se trastocan de modo malévolo: el desorden que el soberbio va sembrando por la rigurosa hermosura del mundo es como el rastro viscoso que dejó la serpiente al reptar por el Jardín".


- (Sobre el Monstruo - Monólogo de Conan) "Y escuchad lo más curioso: todo el mundo acepta de forma más o menos gustosa convivir con su dragón. No es solo miedo, no, aunque naturalmente el miedo también juega su parte. Es una especie de resignación desesperada, una secreta complicidad -no me atrevo a decir: cariño- con la fuente de sus males. Parece que cada pueblo agradece a su monstruo la atención asoladora que le dispensa... Contribuye a la simplificación del mundo saber dónde vive el enemigo que compartimos con todos: se diría que el dragón es un factor de cohesión social..."


- (Sobre los cómplices - Monólogo de Justina) "Pero los gozadores se apoyan unos a otros y la suerte parece sonreírles constantemente, dándoles los mejores bocados de un festín en el que la virtud no alcanza sino las migajas..."


- (sobre la verdad - Monólogo  de Sam Spade) "... aprenderemos a discernir la imitación de lo imitado, sino acatando pacientemente que la verdad es el engaño más fuerte y que solo el frecuentamiento de remedos y espejismos puede aproximar su revelación".


- (Sobre la poesía - Monólogo de Bertran  de Born) "La poesía es un complemento o un aderezo, pero no un fin en sí misma: canta al amor y sin duda lo embellece, pero lo importante es el amor y no la poesía"... "Los hombres pierden su libertad, quizá porque ya no la merecen; desean ser protegidos porque no se sienten seguros de su audacia..."


- (Sobre lo activo - Monólogo de Don Miguel de Mañara) "Poco a poco, acaté esta verdad: ser activo significa enfrentarse a lo activo; la fuerza nace del contraste con la fuerza, tal como surge la chispa del indómito congreso de dos piedras".


- (Sobre la compasión - Monólogo de Nerón) "Uno siempre mejora al compararse con los agonizantes... ¿No es éste, a fin de cuentas, el secreto de toda compasión?"


- (sobre la inoculación del miedo sistémico - Monólogo de Gulliver) "A los niños, por ejemplo, no se les castiga de un modo explícito cuando su comportamiento no está dentro de las normas admitidas: por el contrario, se les comienza a compadecer con las más expresivas demostraciones de dolor por lo que han perdido. En un principio, como el culpable no echa en falta nada, no se inquieta por esta extemporánea solicitud de sus mayores. Poco a poco, sin embargo, comienza a sentirse menguado por la convincente insistencia de los que le rodean en que lo está; no tardará en echar de menos lo que nunca tuvo y ni siquiera conoce: finalmente pedirá de rodillas que le sea devuelto..."