lunes, 22 de febrero de 2010

Café Guancasco en el Manifiesto 2010

El sábado pasado, 20 de febrero, se dio el concierto "Manifiesto", en el Gimnasio Nacional de Ingenieros de Tegucigalpa.

El manifiesto rockero, es organizado por las asociaciones que combaten la propagación del VIH-SIDA, logrando convocar a las bandas de rock mejor posicionadas en el ámbito: Ecos de dioses, Tropa de Baco, Polache... y este año, (junto a otros más) Café Guancasco, la banda insigne de la Resistencia hondureña.

Por varias razones, tenía la gran curiosidad del cómo sería recibida la banda:
1- Para re-comfirmar su valía fuera de los públicos de la Resistencia,
2- para saber sobre la reacción de los muchos "blanquitos golpistas" que asisten a este evento
y 3- para saber si sus temas seguían en ascenso preferencial y escuchar sobre sus nuevas creaciones.

Café Guancasco es todo un caso y sus límites son tan flexibles como el FNRP mismo. Grandes experimentadores y avalados por una sensibilidad y educación musical fuera de lo normal, se metieron al bolsillo al público, a pesar de un posible boicot donde el sonido se interrumpió cuando su discurso político comenzaba a calar. ¿Y quién era el público? ¡Cientos de jóvenes en Resistencia! y claro, sin faltar los educados en el golpismo, que no tuvieron otra que tararear entre dientes y dejarse empujar por la corriente que llegó al máximo cuando El Club de los Idiotas y El Busero recorrió el lugar.

La buenísima calidad de Ecos de Dioses y Tropa de baco, y el arrastre claro de Polache, todavía quedan cortos para alcanzar lo que logra Café Guancasco en sus conciertos en vivo. La personalidad que le imprimen los paveles tiene mucho que ver con la honestidad y el dolor social vivido, un roce entyre esféras simbólicas que el artificio del rock por el rock no pueden llenar a menos que haya un desgarramiento claro, una ruptura buscada por el hartazgo y el condicionamiento canónico, y esas cosas, precisamente, son las que Café Guancasco ha superado desde hace ya bastante tiempo.

Enhorabuena, compañeros!!

F.E.

1 comentario:

Gabriela dijo...

A pesar de que los blanquitos nos quieren engañar y obnubilar hasta llevarnos al vértigo, lo mejor de este concierto fue vernos reflejados en cientos de rostros jóvenes con los mismos dolores pero tambien con las mismas esperanzas nuestras, que vamos buscamos a tientas (y a veces por simple intuición) la construcción de un país diferente. Viva la juventud resistente de Honduras!