lunes, 26 de noviembre de 2012

Lili Marlene

Poeta: Señorita Lili Marlene, dígame ¿dónde nos quedamos?
L.M: Usted me hablaba de poesía
Poeta: Sí, tiene razón ¿continuamos?
L.M.: ¡Por supuesto!!
Poeta: Sólo una pregunta, nada más, disculpe ¿en que año estamos?
L.M.: en 1944, Herr Carías habla por la radio, las mujeres mueren acribilladas en San Pedro Sula... ¿desea bailar conmigo, Poeta?
Poeta: Me encantaría...
L.M.: Pero, por favor, quítese el chaleco anti-balas
Poeta: ohhh, mis disculpas de nuevo, he soñado con una lluvia de balas y tenía frío
L.M.: Bajo la linterna frente a mí cuartel 
Se que tú me esperas mí dulce amada mía 
Mí corazón al suzurrar 
Bajo el faról latiendo está 
Lili mí dulce miel 
eres tú Lili Marleen 
Cuando llega un parte y debo marchar 
Sin saber querida si puedo regresar 
Se que me esperas siempre fiel 
Bajo el farol frente al cuartel 
Lili mi dulce miel eres tu lili marleen...
Poeta: Espero que un día sea yo quien se la susurre al oído, querida, debo aprendérmela
L.M.: Descuide, soy un poco vanidosa, nada más.

F.E.